Otakus ligando

2007/12/16

¿Quién dijo que un otaku no es capaz de conseguir una chica con la que hablar o tomar algo?

En este post de danychoo queda demostrado que son capaces de ello, como cualquier otra persona 😉

[Ver post de danychoo]

Anuncios

Kataude Mashin Gâru

2007/12/09

Vía Lolitron veo el trailer de la película Kataude Mashin Gâru (la chica máquina). Una chica normal, con una familia normal, atacada por una banda Yakuza de ninjas asesinos, donde le quitan todo lo que ella tiene, incluyendo un brazo. Ese brazo es reemplazado por un brazo biónico intercambiable.

Como dicen en lolitron… “Chica de instituto, ninjas, yakuzas… y un puto sujetador mecánico! Victoria instantánea! Cómo podría fallar?”

Habrá que verla… digo yo xD

PD: Mola la escena del sushi. ¿Alguien con hambre?


Espectáculo eléctrico en Tokyo

2007/11/29

Perdido por youtube me encontré con esto:

Creo que es digno de postear ^_^


Hikikomori. 引き篭り

2007/08/13

Como ya dije el otro día, me estaba bajando un documental llamado Hikikomori, Jóvenes invisibles. Ahora mismo lo estoy viendo, y la verdad, aunque es algo antiguo (aproximadamente del 98, aunque no estoy seguro ya que salen videojuegos no tan antiguos o.0), es interesante. No recuerdo muy bien si es el que yo vi o no, pero bueno, sirve ^_^ (EDITO: Si que lo es porque me acuerdo de las clases intensivas)

En el documental se nos muestra una serie de casos de varias familias japonesas en donde viven hikikomoris:

Primer caso:

El chico se hizo hikky por acoso psicológico en el colegio. Por lo visto le mandaban cartas con el nombre de otra persona y en la clase se reían de él. Se ve una foto del chico y aunque está gordito, se le veía feliz. Bueno en Japón no hay muchos gordos que digamos (más bien esqueléticos) y hay mucho bullying en los institutos.

El chaval en cuestión llevaba dos años y medio sin salir en a habitación. Los padres le construyeron una segunda cocina para que viviese. Se pasa todo el día jugando a videojuegos y por lo visto, se lava y se corta el pelo cada 6 meses…

Como no sale, pues no tira la basura fuera, y además, no deja que la madre tire las cosas que él ha tocado, así que, aunque no se ve la habitación en si, se ve basura saliendo de ella, y la madre dice, que cuando habla con él desde la puerta (para preguntarle sobre comida), ni siquiera lo ve por las montañas de basur. (Figuraos 2 años y medio de basura en vuestro cuarto…

Segundo caso:

El chico llevaba cuatro años sin hablar con sus padres, pero solo dos años sin salir de su habitación.

En este caso, un ex-hikky, asistente social que presta ayuda y da consejos a padres en este caso, va a hablar con el chico, aunque deciden que es demasiado pronto para ello…

La madre, que ni siquiera quiere salir en el video, cuenta que esta situación incluso dio lugar a la separación de la familia.

No saben nada del chico, ni como come ni nada. Sólo saben que está vivo porque a veces oyen crujir las tablas del suelo del piso de arriba.

Tercer caso:

Akira. Un año encerrado. 19 años. Se recluyó después de suspender los exámenes en el colegio (supongo que los de acceso a la universidad…)

En este caso Yotsuo, el orientador sube a hablar con el chico, y para ello le trae un regalito… la camiseta de Ronaldo.

Yotsuo dice que en su caso estaba muy nervioso por la actitud tan competitiva del país y, aunque no quería volverse Hikikomori, acabó siendo uno, ya que no se sentía cómodo en ningún otro lado que no fuese su habitación.

Cuarto caso:

La casa parece una familia normal, con la excepción de que hay un chaval encerrado en su habitación desde hace dos años xD.

En este caso, los padres cometieron algunos errores cuando el chaval era más joven, como obligarlo a ir a una escuela intensiva para que estuviese mejor preparado para sus exámenes. A pesar de que los padres querían ayudar a su hijo y creían que hacían lo correcto, lo estaban presionando demasiado.

Al padre se lo ve bastante afectado cuando habla de su hijo, porque no quiere hablar con su padre, y de hecho lleva dos años sin hacerlo…

Para variar un poco, esta vez la familia accede a que el grupo de reporteros intenten hablar con el hijo, e incluso el chaval habla con ellos y se ve su habitación. Se ve que este no es un caso tan radical como los anteriores, pero vamos, el chaval lo único que hace durante todo el día es: escuchar música, leer manga, jugar a la PS2… (compra los juegos por internet)

Pero para este chaval, es su salida a la vida, se siente cómodo estando en su cuarto.

Por lo visto, en Japón la gente, incluidos los chavales, solo estudian, trabajan y se estresan (algo que todos sabemos, pero no hasta que punto :P. Por este motivo, la gente cuando tiene hijos, vuelcan todos sus sueños e ilusiones sobre sus hijos. Esto unido al stress ya comentado, hace que el chaval explote y se vuelva un hikikomori en algunos casos.

La mayoría de los hikkys son varones y además, primogénitos.

Por si fuera poco, también existen las clases intensivas. Es tan divertido como campamentos escolares de, por ejemplo 3 días encerrados en un colegio sin salir. Comen, estudian y duermen, nada más.

Después de estudiar 13 horas, a las 10, tocan los exámenes. Si apruebas te puedes ir a dormir, si no, tienes que estar repitiendo el examen hasta que apruebes, después de estudiar más tiempo. Algunos se quedan hasta la una de la noche, para después levantarse de nuevo a las 6 y media para repetir el proceso. Como si esto no fuese lo suficientemente jodido, los reporteros están ahí para dar por culo xD

 

Allí en Japón, si algún chaval deja de ir a la escuela o se hace hikikomori, nadie se mete por medio, ni tribunales ni colegio ni nada, ya que se considera un problema familiar.

El autor que utilizó por primera vez la palabra hikikomori, recomienda apoyarlo, no presionarlo ni echarle la culpa de nada, en vez de entrar a la fuerza. Sin embargo, un psicólogo de una universidad estadounidense que hace un estudio allí, piensa lo contrario (como se haría aquí en España, collejazo y listo xD).

Por lo visto, la excusa que ponen los japos, es que pensaban que era una situación temporal. Pensaban que se le pasaría, pero claro, pasan los días, meses…

En casi todos los casos, las familias lo mantienenen secreto, llegando al punto que no quieren que los vecinos vean ni si quiera a las camaras entrando en su casa, porque pensarían que pasa algo extraño. También se les pide a los extranjeros que aparquen en calles distintas para que no se les relacione.

Lo curioso es que, en el Japón antiguo, el retiro voluntario a la soledad durante un tiempo, era muy valorado. Los samurais hacían esto para no mostrarse imperfectos en la sociedad.

Quizás el caso de los hikkys sea el mismo, ya que se sienten presionados, ven que no concuerdan en la sociedad japonesa y se retiran a su habitación.


10 de Agosto: Tôkyô Tower, palacio imperial y Asakusa

2007/08/12

Nuestra primera mañana en Japón empezaba temprano. Madrugón y desayuno Japonés en los bajos del hotel. Podíamos elegir bastantes cosas, eso sí, japonesas… arroz blanco, tortilla japonesa (como la francesa pero dulce), huevos, te… aunque también había cositas para los occidentales: tostadas, mantequilla, mermelada, pan…

Yo cometí la novatada de coger un huevo… crudo! Pensaba que estaba cocido y tal, pero iba a ser que no… ^^’

Tôkyô Tower
Bueno, pues al terminar estaban esperándonos nuestros dos autobuses para llevar al grupo a su primera visita turística… la torre de Tôkyô.

Al llegar, (que por cierto, al bajarnos del autobús pude ver a otro conductor leyendo manga mientras esperaba), vimos la pedazo de torre que teníamos delante nuestra.

From Tôkyô Tower
Como datos significativos, es 13 metros más alta que la torre Eiffel gracias a la antena (con un total de 333 metros), fue completada en el año 1958 y, sirve principalmente para emitir radio y televisión, con 24 ondas (14 analógicas y 10 digitales).

En el interior habían dos observatorios a distinta altura (y si quieres subir al segundo tienes que pagar un extra). Había que hacer incluso cola para subir por el ascensor. Eso sí, como siempre todo muy organizadito, propio de los japoneses 🙂

Las vistas eran increibles. Se podía ver toda la ciudad desde ahí arriba (aunque Tôkyô siempre está lleno de niebla y se ve todo gris).

Palacio imperial
Estatua junto al palacio imperial

Después de ver la famosa Torre de Tôkyô , fuimos a ver los jardines del palacio imperial. Vamos, los alrededores porque no podíamos entrar xDD. Aún así es un lugar precioso que merece la pena visitar. Es un gigantesco parque donde la gente va a hacer deporte (correr, bici), hacer picnics… que colinda con la muralla del palacio imperial. El palacio está rodeado por un foso, y su entrada está custodiada por un kôban (交番 – puesto de policía) donde nos hicimos fotos con el policía, ya que como todo el mundo sabe (y si no, ahora sí), a los japoneses les encantan los españoles (se agradece no ser americano por ejemplo xD).

Tokyo Tower consolator

Al terminar nos dirigimos hacia Asakusa, donde se encuentra el mercado y el templo de Sensoji. Lo recorrimos todo muy rápido, ya que realmente teníamos reservado sitio para comer en un sitio de tempura (てんぷら), así que vimos a Megumi-san toda agobiada ella diciéndonos que fuésemos corriendo para comer y después veríamos el templo y el mercado.

Yo para entonces ya estaba, desde la visita a la Torre de Tôkyô, junto a Raziel y Chaino, quienes muchos conocereis por sus videos de nuestro viaje ^_^ (quién sabe si yo lograré editar mis videos? Al menos he empezado a intentarlo) e íbamos… a nuestro ritmo. Grabando y haciendo fotos de todo, y por ello llegamos ¿casi? los últimos al restaurante.

En el restaurante de tempura, quien lo iba a decir, acabe comiendo tenpura de pescado (cosa que no me hace del todo gracia), y sopa de miso (la cual no estaba muy mala), y probando el tofú (とうふ). Con esto último me llevé una gran desilusión después de esperar que estuviese bueno al ver repartirlo a Takumi T_T…

Al terminar de comer, teníamos tiempo libre hasta mmm las 5 creo, para darnos una vuelta antes de volver al hotel, así que aprovechamos por fin para ver el mercado de Asakusa.

Lo primero que hicimos yendo hacia allá, fue meternos en una tienda de 100 yens. Yo aproveché para comprar pilas para mi cámara de fotos y unos bollitos de chocolate llamado An-Pan, y además pudimos comprobar que habían caramelos hasta de Hard-Gay, los cuales Tere compró y que por cierto, estaban un poco ácidos al principio o.0

Asakusa gate

Es una calle larga donde hay decenas de puestos a ambos lados, y en cierto punto incluso puedes meterte por otras calles donde hay más puestos. Creo que la tienda que más me llamó la atención fue la de カタナヤ, una tienda de katanas y demás armas de artes marciales, donde en ese día no compre nada, pero si que volví al final de mi viaje para llevarme unas cuantas cositas… como bokkens y shurikens ^_^. Aún así también había otras tiendas interesantes, sobre todo una de galletitas que olía de muerte 😀

Asakusa Market

Al inicio de esa calle larga llegas al templo de Asakusa, donde te encuentras con una gran puerta, custodiada por dos demonios guardianes llamados fujin y raijin (si, como los de Gantz por ejemplo xD).

En el templo hay como una plaza, donde se encuentra una especie de “pozo” que echa humo. Se dice que si te echas el humo en aquella parte del cuerpo donde te duela, se te cura.

Es curioso porque, aquí en España, cuando alguien por la calle le tiene que preguntar a otra persona siempre me preguntan a mi, como si tuviese un cartel de información en la frente… Bueno pues allí en Japón, pasó lo mismo. Otra gaijin, me preguntó algo que no recuerdo ahora mismo, pero el hecho es que me preguntó xD.

Asakusa Budda

Otra cosa que hicimos allí, muy típica en los templos es la de sacar un papelito que te dice tu suerte. Hay como 5 niveles, de muy mala suerte a muy buena. A mi creo que me tocó mala suerte (lo cual no creo que es cierto ya que estaba en Japón jaja). Bueno, en estos casos lo que se hace es coger tu papelito y atarlo en unos tenderetes que hay en los templos, para que tu mala suerte se quede allí y no te siga… lo mismo es que funcionó 🙂

Después de esto volvimos en autobús hacia el hotel… donde empezamos a movernos por libre… a explorar un poco… ^__^


8 y 9 de Agosto: Viaje y llegada a Japón

2007/08/11

Hace ya justo un año que pisé por primera vez tierras niponas, así que creo que no me vendría mal recordarlo como es debido…

Recuerdo el inicio de mi viaje, allá por el aeropuerto de Madrid, en el stand de JAL ya nos empezábamos a reunir un buen grupito de gente que viajábamos juntos. Incluso llegaron reporteros de La Sexta, los cuales ¡incluso me entrevistaron! aunque no se si ese reportaje se llegaría a emitir alguna vez, ya que no veo la televisión apenas…

Pues nuestro avión, que salía después de comer con destino al aeropuerto de Narita en Tokyo, pasando por Amsterdan, salió con unos cuantos minutos de retraso… lo cual puso un poco nervioso a mis compañeros de viaje, puesto que teníamos que hacer un trasbordo en Holanda un poco justo de tiempo.

Por cierto, sería allí en Amsterdam donde nos reuniríamos con el resto del grupo, que salía desde Barcelona, ya que no estábamos todos los que éramos 😛

La verdad es que yo iba tranquilo, porque tenía la creencia de que todo saldría bien, incluyendo el retraso, y así fue al final… (menos mal ^_^u…). Cuando llegamos al aeropuerto de Amsterdam y desembarcamos, nos estaban esperando amablemente (y supongo que agobiados xD) dos trabajadores de la JAL, un europeo y una japonesa, para guiarnos rapidamente y con toda la prisa del mundo hacia nuestro super Boeing que nos conduciría durante las próximas horas hacia Japón.
(me tuvieron que ver pintas sospechosa en Amsterdam, porque me cachearon y todo! LoL!)

Narita airport

Este avión, bastante más grande, lujoso y en lineas generales, mucho mejor que el pestoso avión de Iberia, tenía tres filas de asientos, dos laterales de 3 asientos creo, y una central de 4. Cada asiento tenía una pequeña pantalla individual, donde podías escuchar la radio, ver la televisión eligiendo entre varias películas que se emitían ciclicamente como si fuese un cine, jugar con mini-juegos para entretenerte, e incluso podías llamar por teléfono (aunque tendría que costar un pastón), y ver detalles del vuelo, como mapas, por donde ibas, información como temperaturas, velocidad y demás, y ver las cámaras externas del avión, donde podías ver creo recordar, que algo así como lo que veía el piloto y otra con el cielo en general… algo aburrido durante el vuelo, pero interesante cuando salias o llegabas a la ciudad (eso sí, las pantallitas se apagaban durante el aterrizaje, aunque podías verlo en la pantalla principal del avión, situada frente a la fila central).

Cuando llegamos a Japón, al aeropuerto de Narita el día 9 de Agosto, allí estaba Akira-san esperándonos en la terminal, para guiarnos a los autobuses que nos llevarían a Tokyo (ya que el aeropuerto de Narita está bastante lejos de Tokyo).

Tôdai - 東大 Antes de pasar por el hotel, fuimos, de prisa y corriendo, a la universidad de Tôkyô! La Tôdai (Tôkyô daigaku – 東京大学), con lo cual empezamos a meternos en los animes en los que tantas veces hemos visto la Tôdai, y tuvimos nuestro primer encuentro con un grupo de colegialas (que aunque estuviesemos en la universidad, estas tendrían que tener unos 13 ó 14 años xD).

Luego ya por fin llegamos al hotel, donde pudimos dejar las cosas, acomodarnos un poco, y aunque la verdad no recuerdo muy bien la hora que era, por eso del jet lag, creo que llegamos por la tarde y no pudimos hacer demasiado ese día ya. Creo que bajamos a cenar a un barecillo rápidos de estos donde ponen boles con carne de cerdo muy ricos, y pudimos dar nuestra primera vuelta por Akihabara! Aunque eso lo contaré ya en otro post, que bastante largo se ha hecho ya este ^_^u…

Tôdai - 東大

VIDEO: Danikaze in Japan 1